Economistas coinciden que venta de bonos es “raspado de olla”

Tras conocerse de la compra de bonos de PDVSA por parte de la empresa financiera Goldman Sachs con un 69% de descuento, diversos economistas se pronunciaron al respecto y calificaron la compra como un “raspado de olla”, entre otros.

Esta operación vendió a la empresa estadounidense 2.800 millones de dólares en bonos a pagar en 2022 a cambio de 880 millones de dólares para el Gobierno de Venezuela, en lo que fue calificado por el economista Jesús Casique como “recursos para el Nuevo DICOM arrancar la Campaña Asamblea Nacional Constituyente (ANC)”.

Por otra parte, Alexander Guerrero tildó la venta de los bonos como el “mayor raspado olla” y en su consideración, el Banco Central de Venezuela (BCV) vendió a precios de “bonos basura” para maquillar los balances de la entidad bancaria nacional.

Mientras tanto, Orlando Ocha afirmó que el dinero recibido en esta negociación será usado para pagar 769 millones de deudas por bonos que quedaron para este mes, pero según el economista para los meses de octubre y noviembre los servicios de bonos de Pdvsa alcanzarán 3.525 millones.

En este sentido, cuestionó si para lograr cancelar estas cantidades  reducirán aún más las importaciones o “rematan Citgo”.

Mientras tanto, el economista y director de Econométrica aseguró que esta negociación es una “oferta de fin de temporada” y aseguró que con esto la deuda externa se incrementó en 2.800 millones de dólares.

En este sentido, comparó la venta de estos bonos con el endeudamiento con el Fondo Monetario Internacional (FMI), criticado por el fallecido Hugo Chávez, y añadió que este “es a una tasa 10 veces superior”.

Fuente: El Nuevo País / Zeta