Gobierno venezolano evalúa cerrar industrias mineras para ahorrar electricidad

Sumario
** El “racionamiento regirá hasta mayo”, cuando se espera que inicie la temporada de lluvias en Venezuela

Las industrias venezolanas del aluminio y el acero, controladas en su totalidad por el Estado, podrían ser cerradas como parte de las medidas de ahorro de electricidad impulsadas por el Gobierno, informó el ministro de Energía Eléctrica, Angel Rodríguez, a la prensa local.
“Si tenemos que cerrar las empresas básicas de Guayana porque se está secando el embalse de Guri, pues habrá que cerrarlas”, dijo Rodríguez en una entrevista al diario El Mundo publicada ayer.
El “racionamiento regirá hasta mayo”, cuando se espera que inicie la temporada de lluvias en Venezuela. El ministro se refería a la reserva que genera 70% de la electricidad del país. Según el responsable, el nivel de la represa baja entre seis y ocho centímetros diarios, lo que la mantiene en “zona de alarma” desde mediados de diciembre.
Desde el 1º de enero y como parte de un programa de racionamiento de electricidad en todo el país, las empresas del aluminio y el acero venezolanas apagaron parte de sus líneas de producción para reducir su consumo en una medida de 560 megavatios (MW) por día.
“En otros países se han cerrado industrias (…) Si nosotros, por la situación de emergencia, tenemos que cerrar industrias, ministerios y cambiar el horario laboral del país en función de ese ahorro, tendrá que hacerse para evitar que el embalse se seque”, agregó Rodríguez.
Los venezolanos consumieron esta semana el equivalente a 16.713 MW, cifra aún superior a los 15.189 MW generados, según la prensa.
Recientemente, el Presidente Hugo Chávez calculó que la generación diaria de electricidad era de 16.235 MW como media y la demanda potencial llegaba a los 16.579 MW.
Desde esta semana, el Gobierno restringió el suministro eléctrico de industrias, centros comerciales, salas de bingo, vallas de publicidad, que deben respetar un tope máximo de consumo y cumplir un horario determinado.
Un grupo de “inspectores” se desplegará por todo el país para vigilar el cumplimiento de estas medidas o en caso contrario, imponer sanciones.
Rodríguez reiteró que el “racionamiento regirá hasta mayo”, cuando se espera que inicie la temporada de lluvias en Venezuela.
La ausencia de precipitaciones ha provocado también desde hace dos meses severos racionamientos de agua en todo el país, pero principalmente en la capital, Caracas.

DESPIECES II
Números
Los venezolanos consumieron esta semana el equivalente a 16.713 MW, cifra aún superior a los 15.189 MW generados

Publicado en Sin categoría

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.