Empresas hacen incontables esfuerzos por mantener a trabajadores en sus puestos

Maracay.-  Ante la agresiva diáspora de venezolanos que están saliendo de Venezuela con la intención de emigrar a diversos países del continente, las empresas del sector industrial están haciendo notables esfuerzos por mantener en sus plantas la mano de obras que les queda.

Esta afirmación es de Freddy Lujano, presidente de la Cámara de Industriales del Estado Aragua (Ciea) quién destacó que en la actualidad las pocas empresas que quedan trabajando, lo hacen con apenas la mano de obras necesaria.

Lujano, quién dio declaraciones a medios regionales la semana pasado destacó que, en vista de este éxodo masivo, cualquier trabajador menos en las empresas pone en un aprieto a los empleadores y compromete el proceso productivo de esa determinada industria, de manera que los industriales se esfuerzan por mantenerlos en sus puestos de trabajo.

Sobre este particular el presidente de la Ciea destacó que los incentivos a los trabajadores se hacen de diversas formas según el sector, algunos hacen incrementos salariales, otros por vía de bonificaciones.

“El empleador está tratando de asegurarse que el trabajador tenga dinero en su bolsillo para el final de la semana, de manera que ese dinero le ayude a sortear el costo de la vida”, explicó, destacando además que hace rato el sector privado rebasó la cifra que hoy se considera salario mínimo y paga a sus trabajadores mucho más que esos montos.

Precisó que en el tema salarial y de bonificaciones depende, obviamente, de la situación de productividad de cada industria “las empresas que están paralizadas o con bajísima producción, es muy probable que estén un poco por encima del salario mínimo o con el salario mínimo pero las que tienen un poco más de producción se están esforzando por mantener a sus empleados, algunas incluso ya hacen ajustes semanales”, explicó.

Baja producción. Sobre la situación de las industrias, el presidente de la Ciea destacó que la situación en Aragua no es muy diferente a la de resto del país, algunas están trabajando al 10% de toda su capacidad, otras al 5 y hasta hay algunas que trabajan al 2% de su capacidad, las empresas están haciendo todo lo posible por sobrevivir y, a criterio de Lujano, la situación es bastante dramática.         

Afectados. Para el presidente de la Ciea la situación del sector se agrava por diversas razones que le afectan: en primer lugar, la situación país con el tema económico, más aún cuando desde este año está en vigencia el anclaje bancario que impide a las industrias pedir créditos a la banca para honrar compromisos.

A eso agrega la voracidad fiscal que deben afrontar las empresas en algunos municipios de la región, en especial, Sucre y Lamas donde las tributaciones son excesivas, la mala calidad de servicios que generan gastos adicionales y, finalmente. la competencia desleal con productos importados hechos afuera que compiten con los nacionales, salen más baratos al bolsillo del consumidor, pero el fabricante no tiene que pagar para producir todo lo que sí debe cancelar el productor nacional.

“Mientras que los productos importados entran sin casi pagar aranceles y los fabricantes en sus países tienen las condiciones para producir, nosotros aquí debemos pagar por todo y nos ponen en los anaqueles productos que compiten con los nuestros y que generan empleo y riqueza en otros países, fortaleciendo sus industrias”, precisó

Fuente: Prensa CIEA / ECT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.