El salario mínimo está en su peor nivel en siete años

Una remuneración básica cubría 84,2% de la canasta de alimentos en marzo
SUHELIS TEJERO PUNTES | EL UNIVERSAL
sábado 16 de abril de 2011 12:00 AM

El avance inflacionario ha sido lo suficientemente fuerte para derribar el potencial de compra del salario mínimo a su nivel más bajo de los últimos siete años.

En marzo, con una remuneración básica de 1.223,89 bolívares se podía cubrir 84,2% del costo de la canasta alimentaria que, según reportó este jueves el Instituto Nacional de Estadística (INE), se ubicaba en 1.452,2 bolívares al cierre del mes pasado.

El resultado representa el peor nivel para un mes de marzo desde el año 2005, cuando el salario mínimo permitía adquirir 91,5%. Pero ni siquiera ese fue el mejor registro, pues para los dos años siguientes el saldo para los trabajadores que devengan el sueldo más bajo de la escala salarial fue superavitario. En 2006 y 2007 un salario mínimo era suficiente para cubrir los gastos en alimentos básicos e, incluso, sobraba un pequeño remanente para costear otras necesidades.

El progresivo desfase entre el salario mínimo y su capacidad para cubrir los costos alimentarios se basa en el aumento de la inflación con ajustes salariales que no han compensado el aumento de los precios.

La última vez que el ajuste de la remuneración básica -que depende de un decreto presidencial- estuvo por encima del avance de los precios fue en el año 2006, cuando el aumento fue de 26,5% contra una inflación de 17% en ese periodo.

Luego de ello no se ha logrado equiparar el ingreso salarial básico con el nivel inflacionario. En el año 2007 el ascenso de la remuneración mínima fue de 20% y la inflación de 22,5%, en 2008 de 30%, pero los precios subieron 30,9%, en 2009 de 21% con un alza inflacionaria de 25,1% y en 2010 de 26,5% con un aumento de precios de 27,2% para ese año.

El ajuste de este año es analizado por un equipo del Ejecutivo nacional, aunque la decisión final la tomará el Presidente de la República Hugo Chávez, y será anunciada en la noche del 29 de abril, cuando se realice el tradicional acto del Día del Trabajador.

Los sindicatos tienen aspiraciones de un aumento del salario mínimo que al menos supere la tasa de inflación registrada el año pasado. Los oficialistas reunidos en la Unión Nacional de Trabajadores (Únete) exigen un alza que por lo menos cubra el incremento de los precios registrado el año pasado. Entre tanto, la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV) y otras organizaciones sindicales opositoras no solo reclaman un ajuste del salario mínimo, sino uno general y que sea de 40%.

Estudios realizados en el pasado por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y avalados por el Ministerio del Trabajo y Seguridad Social indican que cerca de 20% de la masa laboral venezolana devenga un salario mínimo.

Pero la desmejora en la capacidad de compra no solo afecta a los trabajadores que cobran el nivel más bajo de la escala salarial. Datos del Banco Central de Venezuela señalan que hasta el tercer trimestre del año pasado el poder adquisitivo había caído 4,9% en términos reales con respecto a igual trimestre de 2009. Para los trabajadores de las empresas privadas el retroceso fue de 0,4% y para los del sector público la disminución fue de 14,05%.

Publicado en Sin categoría

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.