Se aviva pugna entre Polar y sindicatos por apertura de plantas

Trabajadores y Empresas Polar muestran coincidencia en la necesidad de reactivar la producción de bebidas (cerveza y malta).

Los trabajadores por una parte no quieren abandonar sus puestos de labores por el cierre de las procesadoras, piden que se les garantice la estabilidad laboral y que el presidente, Lorenzo Mendoza, y Polar, utilicen sus recursos para la adquisición de la materia prima.

La empresa ha tenido que cerrar algunas de las plantas de producción al haberse agotado los inventarios en los silos, a lo que se suma que el Gobierno nacional no ha agilizado la adquisición de divisas para hacer el pedido a los proveedores e importar la cebada malteada.

Los trabajadores de Empresas Polar introdujeron ante el Ministerio Público y la Inspectoría del Trabajo, un recurso de amparo para proteger su estabilidad laboral.

Amparo laboral. En el documento, los trabajadores piden un amparo “ante las amenazas del dueño, Lorenzo Mendoza, de paralizar las cuatro plantas de elaboración de cerveza y malta bajo la premisa de una supuesta carencia de insumos por falta de dólares”.

Ruby Romero, vocero del movimiento obrero Polar socialista, informó que más de 6 mil empleados se quedarían sin trabajo en las cuatro plantas de cervecería. “Pedimos conciencia al pueblo para que no nos dejen solos en esta lucha, ante las pretensiones de Mendoza, quien quiere aplicar un cierre técnico ilegal, poniendo en riesgo nuestros puestos de trabajo”.

Romero señaló que los trabajadores de Polar que están protestando en contra del Gobierno Nacional, “son compañeros nuestros, pero también son empleados de confianza del señor Lorenzo Mendoza”.

Falta de divisas. Marissa Guinand, directora de negocios de Empresas Polar,  informó que la cebada malteada es un ingrediente que no se puede cultivar en el país; porque se cultiva en climas templados.

“Tenemos 75 años importando la cebada malteada y efectivamente al no haber asignación de divisas por parte del Gobierno Nacional, no hemos podido hacer el pago oportuno a los proveedores y por ende hemos ido agotado los inventarios que teníamos en los silos”.

 “Desde el mes de febrero informamos por medio de un comunicado emitido por la Cámara Venezolana de Fabricantes de Cervezas (Caveface), que esta situación se estaba presentando dado que hasta ese momento no contábamos con ninguna aprobación ni pedido a ningún proveedor por la falta de divisas”.

En este sentido, Frank Quijada, presidente del sindicato Sintracerliv de Cervecería Polar, señaló que para los trabajadores el cierre de las plantas “es un despido ilegal a todos los trabajadores. No estamos de acuerdo, por eso le hacemos un llamado al Ministro del Trabajo, Oswaldo Vera, para que nos regrese nuestros puestos de trabajo”. Acotó que “no es posible que vayamos a salir 10 mil trabajadores a la calle, donde no nos garantizan ningún beneficio y la empresa vaya a pagar lo mínimo”.

Apoyo a las gestiones. El representante sindical expuso que Lorenzo Mendoza y Empresas Polar, “tienen que dar los dólares de su bolsillo para reactivar la producción”. Explicó que con la baja del petróleo y la baja en la entrada de divisas al país, no es posible que los pocos dólares que entran se vayan a gastar en cerveza, cuando hay prioridades como las medicinas y los alimentos”.

Quijada acotó que de aceptar y darse algunas condiciones por parte de Mendoza, “ya queda de su parte sentarse a dialogar con el estado y llegar a un acuerdo de parte y parte”. Reiteró que “los dólares del pueblo no se pueden usar para cervezas”.

Expresó el agradecimiento en nombre de los trabajadores de la empresa, al Ministro para el Trabajo, al ordenar que el Ministerio Público de trasladara y se instalara en las puertas de los establecimientos de Polar. “Aquí nos mantendremos pueblo y gobierno unidos para solventar esta situación”, concluyó.

Retoman producción. Se retomó la producción de detergente en polvo Las Llaves, luego de 8 meses de inoperatividad en la procesadora por falta de materia prima, así lo informó Freddy Padrón, secretario general del sindicato de la planta.

El líder sindical explicó que el reinicio de las actividades se debe a que la semana pasada recibieron una importante cantidad de sulfato de sodio, materia prima proveniente de México, indispensable para la elaboración del producto.

Informó que “esto permitirá restablecer labores de producción, al tiempo que más de 100 trabajadores retornarán a sus labores”.

En cuanto a la situación en Cervecería Polar, Arquímedes Sequera, representante sindical de la planta San Joaquín, dijo que la Inspectoría del Trabajo verificó que la planta no cuenta con la materia prima necesaria para producir. Afirmó que la distribución continúa, pero el llenado termina el viernes, día que “se acaban los insumos”.

Fuente: El Mundo, Economía y Negocios / KSL

Publicado en Sin categoría