Industria farmacéutica requiere $ 1,5 millardos para reactivar producción

A seis meses de la activación del Motor Farmacéutico, la escasez de medicinas continúa. Representantes de la industria y de las federaciones farmacéuticas insisten en que se debe acelerar la asignación de divisas para hacer las importaciones necesarias, reactivar el sector y garantizar la salud de los pacientes.

“Durante estos meses lo que ha habido es un ligero apoyo a las empresas de producción nacional, pero no para las casas de representación, que también requieren divisas y que están pasando por una situación delicada. Todas las empresas son importantes, todas tienen que producir para poder abastecer”, afirmó Tito López, presidente de la Cámara de Industrias Farmacéuticas.

Aseguró que en el primer semestre del año las empresas del sector han recibido menos de 300 millones de dólares, cifra que ha sido insuficiente para aumentar la producción. Sin embargo, afirmó que si en este momento les cancelan al menos 30% de las deudas pendientes, que superan 5 millardos de dólares, el sector puede recuperarse significativamente.

“Con 1,5 millardos de dólares que se le liquiden se pudiera arrancar una producción agresiva. Ese dinero serviría para amortizar liquidaciones y traer más materia prima. También es necesario hacer importación de medicamentos terminados para responder más rápido a la demanda”, dijo.

López aseguró que el sector tenía sus esperanzas puestas en el ministro de Industria y Comercio Miguel Pérez Abad, destituido recientemente, y ahora desconocen cómo quedarán los temas que habían estado conversando. “Era una luz que estábamos viendo en el túnel. Hubo cambios y ahora lo que esperamos es que el nuevo ministro y quienes quedaron encargados puedan trabajar de la mano con nosotros”.

Sin acercamiento. A diferencia de los industriales, con los representantes de las farmacias no ha habido ningún tipo de acercamiento en los últimos meses, aseguró Freddy Ceballos, presidente de la Federación Farmacéutica de Venezuela. “No nos oyen, nos quieren sacar del juego porque les decimos las verdades. Que la escasez de medicinas está en 85% y que la llegada de un cargamento de medicinas no va a solucionar el problema de desabastecimiento”.

Coincidió en que se debe acelerar la asignación de divisas para la producción nacional e insistió en que las importaciones de medicinas terminadas deben hacerse respetando las barreras sanitarias, requisito que no se cumple en Zulia, según denunció.

“En lugar de hacer esas importaciones así, el gobierno debería aceptar la ayuda humanitaria que han estado ofreciendo varios países. Si lo que les molesta es el nombre, que la llamen de otra manera. Si necesitan asesoría, aquí estamos para contribuir. Con la Organización Mundial de la Salud se puede trabajar para que reciba las donaciones y luego las entregue al país”, dijo.

Controles sin resultados.Representantes de los sectores: industrial, droguerías y farmacias coinciden en que uno de los errores del gobierno ha sido enfocarse en hacer planes para controlar la distribución de las medicinas, y no aumentar la producción.

Reiteraron que el Centro de Gestión de Coordinación y Gestión de Insumos y medicamentos creados hace un mes, es una reedición del Sistema Integral de Acceso a los Medicamentos y del 0800 Salud Ya, dos mecanismos que fracasaron poco tiempo después de haber sido lanzados.

La Ministra de Salud Luisana Melo, afirma que el centro servirá para controlar a donde van las medicinas cuando salen de las fábricas, pero eso es algo que se hace desde que en 2012 se creó el Sistema Integral de Control de Medicamentos (SICM)

“Estos controles existen desde hace años, las autoridades saben desde que la materia prima llega al puerto, va al laboratorio, se convierte en producto terminado, va a la droguería y luego a la farmacia. No nos cerramos a que controlen, pero el problema es que las fallas no son por distribución, sino por producción”, afirmó Tito López, Presidente de la Cámara de Industrias Farmacéuticas.

La Cifra. 49,75 millones de dólares le han liquidado este año a las empresas afiliadas a la Cámara de Industrias Farmacéuticas, a pesar de que se requieren entre 35 y 40 millones por mes

Fuente: El Nacional / MFS